estoy apático

Escrito el 29 octubre, 2017, a las 10:43, en pijama.

Apático es una nueva palabra que he aprendido hace poco, no estaba dentro de mi lenguaje habitual, pero mi pareja la utiliza a menudo, pues hoy me he levantado apático, no tengo ganas de nada, ni de salir, ni de entrar, estoy como si llevara unos zapatos de cemento, no me encuentro con ganas de nada, es un domingo raro, quizá sea porque he dormido una hora más y me ha sentado mal tanto sueño, no lo se, pero hoy no tengo el chocho para limonadas.

Cuando tienes uno de estos días es una verdadera putada, no sabes bien como te sientes, ni lo que quieres, la verdad es que tiene pinta de hacer un día precioso como para salir a tomar algo a una terraza, pero estoy cansado, sin fuerzas, sin ganas. Mi madre, que siempre tiene una energía sorprendente ya ha salido a pasear y ha traído unas cuantas rosas para llevar al cementerio, no se de donde las habrá sacado, pero que más da.

Yo saldré a la calle, sobre todo si mi santa madre tiene a bien dejarme un par de euros para tomar un café con leche, no quiero pasarme el día encerrado, lo que supongo que haré sera ir a algún antro donde no me encuentre con los amigos comunes, no me apetece estar con gente, no me apetece hablar, no me apetece escuchar, no me apetece ver ni oír a nadie, ¿sera que esto es estar apático?.

Me he cortado las uñas de las manos, creo que ya tocaba, es lo más profundo que pienso hacer hoy, un buen día para estar encerrado en la cama, para no hacer nada, para sentirme acompañado conmigo mismo, no quiero estar solo, es simplemente que no quiero estar con gente, no se como se explica esto, pero es la sensación que tengo, no es un buen día para mí, creo que ayer fue demasiado bueno y hoy estoy pagando las consecuencias, ya sabes, una de cal y otra de arena.

Igualmente poco importa, la paciencia, que es una de las virtudes que no poseo me esta comiendo por dentro, el tiempo cada vez pasa más despacio para mí, no veo llegar el momento de subir a ver a mis hijas, ni de ver el momento en que pueda volver a abrazar a mi pareja, estoy algo confundido hoy, un día raruno la verdad, no tengo ni idea de como lo voy a afrontar, desde luego mal, por lo menos de momento, la mañana no ha empezado bien, aunque siempre puede mejorar todo, nunca se sabe, pero con los zapatos de cemento puestos creo que va a ser algo complicado que la cosas vayan a mejor, no me siento a gusto con este día, quiero cambiarlo por otro, o dormir para que pase rápido.

Despertarte con esta sensación de aburrimiento es lo peor que te puede pasar, el hecho de no tener ganas de hacer nada ya me pasa muy a menudo, pero levantarme directamente aburrido no me suele pasar, hoy sí, le llamaremos estado apático, pero yo creo que es simplemente que estoy un poco hasta los cojones de todo, que no me apetece nada ni nadie, sin faltar al respeto, pero hoy me sobra todo y todos, no quiero compañía, y eso es jodido para alguien que nunca está solo por mucho que quiera.

En fin, creo que yo y mi apatía nos vamos a robar un par de euros y a tomar un café con leche, en definitiva es lo mejor que puedo hacer, hace un día precioso y salir a que me de el sol por lo menos me sentará bien, o eso espero, nunca se sabe, igual salir a la calle me hace cambiar de opinión y este día se hace cojonudo, es algo que puede pasar, las cosas cambian por que sí, y tu no las puedes controlar, eso es lo maravilloso de la vida, el no tener control sobre nada, en casos como el de hoy, ni siquiera sobre mi estado.

Para no hoy no espero nada especial, con algo de suerte hacer un Skype con mis hijas y hablar un poco por teléfono con mi pareja, es a lo más que aspiro en este día raruno que tengo por delante, el no saber como ni porque me crea una incertidumbre que no me gusta nada en absoluto, pero es lo ahí, no creo que pueda cambiar lo que siento ni como me siento, para hoy en el mundo de Ricardo dan lluvias, truenos y relámpagos de esos que dan miedo de cojones.

Actualización

Y como las cosas cambian, los estados de animo también cambian, al final he salido a tomar una cerveza sin alcohol al Pilton, ha salido el sol y en la terraza se estaba de puta madre, la conversación con la cuenta cuentos por falta de clientes me ha animado y parece que la apatía ha ido desapareciendo poco a poco, estoy bastante más animado, parece que los zapatos de cemento han menguado, ya no me siento tan apático, tengo más ganas de salir, el día ayuda, hace un día casi de veranito, al sol se está muy bien, y mi estado de animo ha cambiado por completo.

Creo que esta tarde volveré a salir un rato, supongo que me echare una buena siesta para descansar un poco el cerebro y luego saldré a aprovechar un poco el día. Parece mentira como en cuestión de unas horas el cuerpo y la mente pueden cambiar de posición y de idea, a mi hoy me ha pasado eso, me he levantado sin ganas de nada y ahora estoy mucho más activo.

Todo sea por intentar mejorar mi estado todavía más, hoy saldré, intentaré no quedarme en la cueva y sobre todo intentare sonreír, ya no es un día oscuro más, de repente se ha convertido en un día divertido y agradable, creo que lo voy a aprovechar al máximo.

Puedes insultarme, criticarme, lo que te de la gana, pero todo comentario anónimo, o con un email falso será borrado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *